La actual crisis sanitaria ha obligado a España, al igual que a muchos otros países, a declarar el estado de alarma. Como consecuencia de esto, la demanda de búsqueda de pisos se encuentra paralizada. Tenemos que enfrentarnos a este hecho inesperado de la mejor forma posible para evitar que el sector sufra consecuencias duraderas negativas. El sector debe estar alerta y ser capaz de adaptarse a la situación. Este panorama al que nos afrentamos es nuevo, y está claro que ya desde el mes de abril afecta tanto a la compraventa como a los precios de las viviendas. Según señalan los expertos no se llegará a los niveles de quiebra del sector del 2008.

El confinamiento actual de la población española, debido al COVID-19, obliga a todos los españoles a quedarse en sus casas. La búsqueda de vivienda ha quedado en segundo plano, paralizando así el sector inmobiliario.

Según algunas estimaciones realizadas por el departamento de estudios Fotocasa la compraventa de viviendas se verá reducida hasta en un 60%. La parada de la actividad económica impactará directamente sobre el sector. Los efectos más importantes se notarán a partir de marzo.

Aun a pesar de estas malas noticias no creemos que estos efectos perduren en el tiempo. Hay que destacar que esta caída es fruto de una situación excepcional y no de una recesión como en casos anteriores. Efectivamente se producirá una contracción de la economía pero confiamos en que unos meses después de la normalización de la actividad  el sector vuelva a la senda anterior.

Nos queda por ver como afectará esta crisis al paro y por lo tanto al salario real de los españoles. Esto tendrá un impacto definitivo en la evolución de los precios.

Veremos además si los inversores extranjeros nos siguen viendo como un país donde poner a buen recaudo sus  ahorros, en cierto estrato del sector esto tendrá mucho impacto.

A pesar del parón creemos que para aquellos que buscan casa el tiempo encerrados puede convertirse en un buen momento para informarse sobre la posibilidad de vender su inmueble y elegir bien con quién hacerlo. Si estás pensando en vender tu casa este es un buen momento para informarte y ver cuánto puedes pedir por ella o cuál es la mejor agencia para ayudarte.

Valora tu vivienda

Nuestros operadores están aquí para ayudarte a encontrar la mejor agencia.

Pruébalo Gratis